¿Qué es el Roacutan?

Roacután o el más reciente Dercutane, de misma composición

Durante la etapa de la pubertad, suele presentarse un fenómeno que puede llegar a ser traumático para muchas mujeres y varones, sin embargo, la situación se agrava para nosotras pues los constantes cambios hormonales (pubertad, adolescencia, menopausia) a los que estamos propensas y sometidas, hacen que muchas cosas se alteren en nuestra salud y que de allí se desprendan muchos males que pueden dañarnos hasta en lo más profundo de la autoestima, como en el caso del acné.

Y aunque con el pasar del tiempo pueda tal vez disminuir, el acné siempre dejará sus huellas o puede que hasta vuelva a brotar y esto más allá de ser un problema dérmico, denota o envía clara la imagen de poca higiene y hasta de inmadurez. Para que no sufras ninguno de estos trastornos, existen diversos tratamientos que te pueden permitir liberando. Hoy nos centraremos uno que está muy de moda: el Roacutan.

Este medicamento adopta múltiples nombres desde que la patente del popular Roacutan de Roche expirase. En las farmacias puede encontrarse como Dercutane, Flexresan, Isdiben, Isoacné o Acnemin, pero el principio activo, la isotretinoína.

Este tratamiento es recomendado para casos graves o extremos de acné, y por lo general es prescrito cuando un paciente ya se ha sometido a otras formas de eliminación de este mal pero estos se han resistido. Por supuesto que las experiencias pueden ser distintas porque todas las personas somos diferentes y los casos siempre son únicos también.

El Roacutan es un medicamento para combatir el acné, sobre todo en casos más severos como acné quístico, nodular, conglobata o acné con riesgo de cicatrización permanente. Aunque por supuesto que como todo elemento externo y ajeno al cuerpo humano, puede traer consigo diversos efectos secundarios, aquí te dejamos algunos:
– Resequedad en la piel, tanto que muchas veces el acné comienza a desprenderse como pequeñas costras y es un hecho bastante incómodo para cualquiera
– Resequedad en labios, de mucosa nasal, de garganta y hasta en los ojos, por lo que podría provocar conjuntivitis y algunas veces dificultad para ver.
– El hecho de que cause resequedad ocular, hace que se haya muy difícil la adaptación a la oscuridad y que disminuya la visión nocturna, hasta podría provocar cataratas.
– Y si nos referimos a cambios estéticos, el cabello se debilita y se pone cada vez más frágil, se puede desarrollar dermatitis facial, uno de los primeros efectos puede ser que de manera pasajera la formación de tejido de granulación se pueda generar de manera exagerada, además de hiperpigmentación, es decir, este mismo acné se tornará de un color intenso.
– Y bueno, algunos efectos secundarios que son menos frecuentes pero que no podemos dejar de mencionar: trastornos psiquiátricos, alteraciones de conducta, dolores intensos de cabeza, trastornos de audición, alteraciones gastrointestinales, entre otros.

Es por estas razones que se debes conocer no solo qué y cómo mejorará el producto tu apariencia, sino todo lo que en general denotará cambios en tu aspecto físico como interior. Debes saber además que no puedes auto medicarte porque esto podría ser peligroso, todo medicamento químico debe ser prescrito por un médico.