El secreto de la eterna juventud: Rosa mosqueta

¿Aún no has oído hablar de la Rosa Mosqueta?

Y si te dijera que existe un excelente regenerados de piel que promete:

– Eliminar y prevenir arrugas
– Borra estrías
– Atenúa manchas
– Ayuda a disipar cicatrices

¿Me creerías? ¡Pues hazlo!

La Rosa Mosqueta es una planta medicinal, un arbusto que pertenece a la familia de las rosáceas y que tienen importantes beneficios terapéuticos y a la que cada vez más se le atribuyen propiedades súper interesantes, principalmente estéticas. Y no es gratuito que se encuentre en boca de todos.

Desde tiempos muy remotos, envejecer es un problema que a miles de personas les quita el sueño desde muy temprana edad. Y es que todos tememos que llegue el momento en que se comiencen a manifestar las primeras señales de la edad, que aparezcan las incomodas arrugas y líneas de expresión, que el rostro se torne como un pergamino y que veamos desvanecerse en el espejo nuestra lozana y tenue piel. Y hoy ese viejo mito que cuenta que no existe tal fuente de eterna juventud se romperá.

¿Más cremas “milagrosas”? ¿Más menjunjes que no funcionan? ¿Más tratamientos caros y que no sirven? Sabemos que ya probaste todo y nada ha resultado, ahora te mostraremos todo lo que la Rosa Mosqueta tiene para brindarte –tanto en su uso externo como interno, estas son sus propiedades:

Uso interno de la Rosa Mosqueta:

– De la planta se pueden realizar infusiones que favorecen porque brindan resistencia al sistema inmune y a nuestro organismo en general frente a enfermedades.
– Sirve de gran ayuda para reconstruir tejidos y además estimula los procesos enzimáticos de las células.
– Elimina los síntomas de la gripe pues contiene vitamina C en abundancia.
– Se recomienda su consumo a personas que fuman con frecuencia, pues son ellos los que precisamente pierden más vitaminas que los que no fuman (consumirlos en estado natural).
– Cumple la función de laxante (ligero y delicado), y también cuenta con propiedades diuréticas, en este caso, se infusionan los pétalos.
– Se conoce también que ayuda a disolver cálculos biliares y renales.
– Combate el cansancio y la fatiga, y ayuda a eliminar síntomas de la depresión.

Uso externo de la Rosa Mosqueta:

– La industria cosmética ha extraído un refinado aceite de la semilla y ha creado un excelente regenerador de piel, muy poderoso.
– Nutre la piel y elimina –con mucha notoriedad- las engorrosas arrugas.
– Hidrata y actúa como un factor natural humectando la piel, además reduce la pérdida de agua.
– Produce –también de forma natural- colágeno, responsable de brindar firmeza y elasticidad a la piel.
– Corrige los problemas cutáneos causados por la exposición a los rayos solares, y elimina manchas solares, de acné, varicela, entre otras.
– Para las estrías a causa del embarazo –localizadas tanto en el abdomen como en los glúteos- no solo previene sino que además elimina las que ya se manifestaron en nuestra piel.

Como hemos visto, esta planta y sus frutos no solo son utilizadas para tratamientos de piel y de salud, sino que además es usada en la preparación de mermeladas, bebidas, sopas, cremas y más, pues le suman vitaminas necesarias a cualquier plato. ¡Atrévete y comprueba por ti misma todo lo que la Rosa Mosqueta tiene para regalarte!